Mekania no parecía desde la distancia una ciudad que pudiera competir con las grandes metrópolis de Lüreon. No contaba con la gloria histórica de Videços, ni convivían en ella tantas culturas como en Canalburgo; no poseía la monumentalidad de su vecina Antagis, y ni siquiera la ceñía muralla alguna. Para su defensa, los mecanienses confiaban en lo escarpado del promontorio sobre el que, en tiempos remotos, los primeros alanos habían decidido fundar Lôj Megäniya, el Cerro del Pino Negro.
Sonata de Mekania

Los Diarios Salvajes, sesión 6


Otra partida más en la campaña oriental de Lüreon. La ciudad de Mägero sigue repleta de aventuras, pero en esta ocasión los pasos de los personajes los llevan hasta la zona al este de la megaciudad, seiscientas varas más abajo del Escalón Calcinado. Acuden allí en busca del cargamento que Linëk Kran, uno de los muchos contrabandistas magerenses, les ha pedido recuperar.

Habrá un par de sorpresas, por supuesto, pero la cosa les irá más o menos bien.

Al contrario que a los jugadores (y al Narrador), a quienes la falta de sueño les iba venciendo por momentos. Cosas de cambiar de trabajo y obligar al grupo a modificar el horario de las partidas.

Les dejo con los vídeos.



No hay comentarios:

Publicar un comentario